sígueme por e-mail

sábado, 2 de julio de 2016

Pequeño Tour por Italia (8): Florencia (2º de 9). Sitios clave.

Llegar a Florencia es tener que decidir qué ver porque enseguida resulta evidente que es casi imposible verlo todo: imprescindible, pues, hacer una selección, aunque se disponga de cierto  tiempo. 
Además los costes de museos y otros centros de interés no son precisamente baratos incluso habiendo comprado la Firenze Card. 
Yo lo hice, pero no es algo que recomendaría porque el pagar 72 euros por su uso durante tres días no acaba de resultar especialmente rentable  (y si te descuidas te sale más caro que si compras entrada a entrada). Además te obliga a ir como alma que lleva el diablo con tal de llegar a tiempo en según que horarios (que no son lo que se dice horarios amplios). 
Es verdad que te ahorra algunas colas -se tiene acceso preferente- pero también lo es que incluye algunas visitas cuyo coste es solo anecdótico así que aconsejaría al viajero que antes de comprarla mire con detalle lo que incluye y haga cuentas en función de sus intereses prioritarios. 
Desde luego nada de entrar y salir a voluntad de los sitios visitados: una vez se entra en el lugar elegido la visita queda registrada y no se puede volver a repetir.....lo que ciertamente es una pena porque deberían tener en cuenta que el visitante necesita descansar y que lugares como el Pitti o los Ufizzi necesitan mucho tiempo si uno quiere realmente disfrutarlos y no verlos como si se viese una colección de cromos.
En diferentes entradas mostraré algunos de los lugares visitados con más detalle, pero ahora, en este post, me referiré a los principales de forma muy general, casi como una mini-guía introductoria.
Piazza della Signoria.
Contiene el Palazzo Vecchio, la Loggia dei Lanzi y la fuente de Neptuno de Ammannati.
Plagada de estatuas, es el centro cívico de la ciudad de Florencia; también es el punto de encuentro de muchísimos grupos de turistas por ser punto de inicio o de recorrido de cualquier visita organizada.
El Perseo de Cellini y una copia del David de Miguel Ángel acaparan las miradas.



Galería de los Uffizi
En origen construido y destinado para las oficinas de Cosme I, es en la actualidad uno de los museos más visitados del mundo.


Ponte Vecchio.
La archiconocida imagen del puente florentino permite mil y una fotografías porque los cambios de luz muestran siempre aspectos diferentes.




Palazzo Pitti
Residencia de la familia Médici desde 1550.


Iglesia de la Santa Croce.
Competencia lógica del Doumo y casi tan visitada como éste.


Piazza del Duomo.
Batisterio, Duomo, Campanile y Museo de l´opera del Duomo.
Otro de los centros vitales de Florencia.


San Lorenzo, Capillas y tumbas Mediceas.
La iglesia proyectada por Brunelleschi alberga las tumbas esculpidas por Miguel Ángel.

Convento de San Marco.
Fue remodelado en tiempos de Cosme I por Michelozzo.
Sus celdas contienen magníficos frescos de Fra Angélico.


El Bargello.
Primer ayuntamiento de Florencia (1255) y luego cárcel. Actualmente es un museo que contiene, entre otras muchas obras, el David de Donatello.

Santa María Novella.
Una de las más grandes y bellas iglesias de Florencia, repleta de obras de Masaccio, Ghirlandaio o Filippino Lippi.


Piazzale Michelangelo.
Jardín terraza desde el que se disfruta de inmejorables vistas de la ciudad.





San Miniato al Monte.
Iglesia románica que preludia lo que sería la plenitud renacentista.


¡Y más.....muchas más maravillas todavía que ver!
Texto y fotos:  Javier Nebot

No hay comentarios:

Publicar un comentario